Slow Fashion

moda sostenible

LA MODA SOSTENIBLE


El mundo se ha dado cuenta, por fin, de que el cambio climático es una realidad. Los recursos no son inagotables, el sistema de producción que gasta y desecha no es sostenible, y cada vez crea más desigualdades. Las grandes empresas y gobiernos tienen la tarea de hacer las cosas bien, de legislar y controlar. Y todos, en nuestro día a día, tenemos la responsabilidad de hacer las pequeñas acciones que nos lleven a un futuro común mejorado.

Look by LyLy empezó como un proyecto de creatividad, e ilusión por dejar una pequeña huella personal en el mundo de la moda ¡Porque nos encanta la moda! El diseño, los tejidos, los estampados, el arte, los iconos de la moda, su historia… Sabemos que la ropa y los complementos influyen en el estado de ánimo de las personas, las tendencias se debaten, la originalidad y la creatividad humanas se reinventan continuamente en este sector.

Es una industria que mueve mucho dinero, y que da muchísimas satisfacciones, sin embargo, este sector también ha creado inseguridades y tiene muchas sombras y problemas. Se discute sobre las tallas, la cosificación de la mujer, la publicidad sexista, las condiciones laborales de los trabajadores del sector, incluyendo salarios ridículos de los becarios, la explotación del talento, los márgenes de beneficios abismales. En Look by LyLy estamos en contra de esa visión, de la moda rápida, de esa industria, queríamos ofrecer una alternativa a quienes se interesan por la slow fashion.

Nosotras, desde el primer momento, decidimos confeccionar una moda sostenible, que perdure, que haga sentir genial a todo tipo de personas. Diseñamos con la intención de aportar algo útil, bueno, creado con pasión y cariño. Nuestras piezas son moda sostenible porque son atemporales. Porque pueden llevarse al margen de las tendencias. Porque fueron creadas combinando telas y armonizando colores pensando en diferentes personalidades y tipologías cromáticas.

En Look by LyLy el hombre elegante, la mujer sofisticada, el estilo boho-chic, la joven romántica, la pieza para un evento, el pañuelo práctico… todos los estilos tienen cabida y están representados. Creemos en lo que hacemos. Creemos en una manufactura ética, en vestirse de manera sensata. En contribuir a un planeta sostenible. Todas las piezas son especiales, por eso son muy pocas. Muchos modelos son únicos. Todas están realizadas en nuestro taller de Barcelona de forma artesanal.

En el Siglo IV a d C, Sócrates, el famoso filósofo griego, ya nos dejó claro el que camino que debía seguir la humanidad. Es la famosa regla de los 3 filtros: verdad, bondad y utilidad. Si no es verdadero, ni bueno, ni útil, ¿para qué contarlo? Si no está hecho con cariño, con pasión, con ganas de aportar algo bueno, ser útil, algo real ¿para qué hacerlo?

Tenemos muchas ideas para seguir elaborando piezas maravillosas, para seguir aportando contenidos útiles, para seguir desarrollando un proyecto que siempre será personal, artesano, sostenible y realizado con cariño. ¡Vamos a cumplir dos años! Gracias a todos los que nos seguís en esta emocionante aventura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.